Cuando Hitler ignoró a Phepls

Ya me iba a dormir cuando me encontré con esta semejante estupidez. Escuchen nomás las pendejadas que dice el narrador… de lo peooooooooooor!!

Perdónalos, señor, son retrasados.